Me gustaría quedarme (pero…)

Extraño mi casa

visibility

79.0

favorite

0

mode_comment

0


Ayer me puse a pensar en que quería quedarme. Porque sí, me quejo mucho de mi casa, pero aun así la amo, ¿sabes? Y fue jodidamente triste, porque me di cuenta de que, si quería vivir de verdad, no podría hacerlo. Sin importar cuánto lo quisiera, no podía quedarme. Porque esta casa está vuelta trizas y no me protege, sino que, por el contrario, me vuelve un blanco fácil.
Porque la casa está tan destrozada que ya no se puede vivir en ella.
Y, maldición, soy tan joven. Tan jodidamente joven... y no he vivido nada. Desde que nací lo que conozco es el mismo color, el mismo mando, la misma miseria. El dolor cada vez se ha hecho mayor, y las oportunidades solo se han reducido. No puedo ni comer; ¿cómo puedo esperar tener una vida digna o buena en un sitio tan quebrado? ¿Cómo puedo esperar ser feliz en un lugar en el que lo único que pienso es si siquiera sobreviviré un día más?
Quería ir a la universidad, ser un profesional, casarme, formar una familia. Todo aquí, en mi casa. Pero no puedo y... es que me mata tanto por dentro. Porque la amo, pero no puedo quedarme. Porque es ella o yo, y yo nunca he visto algo diferente. Nunca he visto una época feliz, mientras ella vivió una dorada. Y yo... ni siquiera viví. Todo ha sido sobrevivir, todo ha sido arreglárselas con tan poco, todo ha sido tan duro.
Y ya no puedo más. Desearía hacerlo, pero de verdad no puedo.
Quería quedarme, pero hacerlo es un suicidio. Así que... lo lamento, querida casa…
Pero esto es un adiós.

Este sitio usa cookies para tu sesión de usuario y mostrarte publicidad.

De acuerdo