A mi nueva casa (parte 1)

Extraño mi casa

visibility

146.0

favorite

0

mode_comment

0


—Te agradezco infinitamente todo lo que me has dado, pero… aún la extraño, ¿sabes?
—Está bien. Es normal.
—Sé que me has dado todo y de todo, pero… quizá ella nunca deje de ser mi casa. Es decir, mi casa de verdad y…
—Entiendo perfectamente.
—¿En serio?
—Claro. Una parte de ti está con ella y eso nunca cambiará. No creo que esté bien decirte lo contrario.

Este sitio usa cookies para tu sesión de usuario y mostrarte publicidad.

De acuerdo