Capítulo 30 : Primera discusión entre yo y Yolanda.

Black Ghost

visibility

337.0

favorite

1

mode_comment

1


Al salir de clases fue algo típico nos enseñaron en el mismo curso a estudiante por estudiante a utilizar pequeñas bolas mágicas para saber si le podemos dar la forma que nosotros queremos a nuestras magias, ahora me dirijo a mi dormitorio todo parece que será un día tranquilo, me doy cuenta que tengo un mensaje de Yolanda dice que vendrá mañana a las dos de la tarde. 
 
Bueno lo único que me queda es conectarme en la red y ver que encuentro de interesante como siempre he tenido suerte de encontrar. 
 
Leo en una página que existen once habilidades legendarias en este mundo, y esos legendarios están distribuidos de la siguiente manera. 
 
Cuatro de ellos se encuentran en la Capital 13, uno de ellos se encuentra aquí que es nuestro querido amigo Berek y los demás en diferentes capitales en total son sietes legendarios que tenemos en las capitales los cuatro restante se encuentran en pueblos de diferentes lugares fuera de las capitales, es cierto existen poblaciones diferentes a la capitales donde no se rigen exactamente con la misma leyes que aquí, pero no tienen batería de energía bajo sus suelos como en las capitales. 
 
Lo que me pregunto qué clase de habilidad mágica tendrán esos tipos para ser llamados legendarios si ni siquiera conozco la de Berek y cuatro de ellos se encuentran en la Capital 13 y como no allí se van los mejores magos del mundo a vivir claro los que no son muy patriotas con su pueblo, porque algunos magos nunca dejarían su país por nada en este mundo. 
 
Ya me ha dado sueño, es mucho mejor así porque espero no tener que soñarme nada de mi hermana y levantarme con la cabeza fría, ya que mañana jueves veré a Yolanda para este viernes vivir la adrenalina de ver luchar en primera fila a dos Elites de Herel. 
 
Al otro día estoy esperando a Yolanda con impaciencia ya prepare la comida y he comido también son las dos y quince minutos, ella dijo que estaría aquí a las dos de la tarde será  que no va a venir, pues si es así seria lo que faltaba para terminar por desilusionarme completamente de Yolanda y olvidarme de ella en definitiva. 
 
Veo que abre la puerta silenciosamente y entra a toda prisa, me da una tranquilidad en el alma saber que por lo menos vino a la cita de vernos hoy. 
 
- Estaba esperando ver el pasillo que no hubiera nadie, solo para entrar por eso me tarde un poco más. 
 
- Que bien que viniste de hecho pensé por un segundo que no te vería hoy. 
 
- No faltaría por nada del mundo a nuestro encuentro al menos que una razón más fuerte me lo impida y aún así te lo notificaría en un mensaje por el celular para que no te quedes esperándome. 
 
- Ya entendí pues ahora vamos a conversar cosas muy serias es decir debemos de estar claro de la decisión que vamos a tomar hoy porque debemos ser fuerte si queremos permanecer juntos hasta el final ya que tenemos muchos obstáculos en el camino y si nuestros sentimientos no son claro no llegaremos ni al primer obstáculo para superarlo y pienso que el primer obstáculo somos nosotros dos y el poco tiempo que pasamos juntos por lo menos así lo veo yo. 
 
- Por eso estoy aquí y si no te has dado cuenta he sido la que me he sacrificado todo este tiempo aguantando las reglas de mi abuelo para que me quitará el ojo de encima. 
 
-Y qué culpa tengo yo de eso acaso fui el causante de que tu abuelo te sobre proteja demasiado de hecho el único que se preocupa de eso soy yo aquí que puedo salir herido mientras tanto tu que puedes hacer sino sea solo observar. 
 
- Pero que estás diciendo, hablas como si estoy satisfecha con esa situación. 
 
- No lo sé solo digo que tienes mucho tiempo viviendo así y puedes acostumbrarte a ver a los hombres sufrir por los golpes de tu abuelo, no considero que sea así porque lo dudo eso de ti pero alguien que te conoce más que yo me ha afirmado de que es así solo quiero escuchar tu respuesta ante esa acusación. 
 
- Pero eso ni siquiera merece respuesta que enojada me pone tu desconfianza con quien has estado tomando referencia que tiene una opinión tan pobre de mí. 
 
- Pues antes de verte estaba hablando con Devora y me estaba dando unos consejos con respeto a ti y que era lo mejor para mí porque no quiere verme salir lastimado de todo esto. 
 
- Eres un MALDITO BASTARDO. 
 
Se enojo demasiado ahora se da la vuelta para salir por la puerta de mi dormitorio y irse pero voy y corro rápido y la detengo antes que salga agarrándola por los brazos. 
 
- Deja de comportarte como una niña inmadura porque no lo eres. 
 
- Suéltame me quiero ir. 
 
- Por Dios escúchame Yolanda, tranquilizante porque te pones así actúas por impulso, sin ni siquiera detenerte a razonar con migo para esto fue que viniste aquí. 
 
- Y tu eres un monstro con corazón de piedra, te has estado viendo con Devora a escondida y me lo dices en mi propia cara como si nada. Ella es la razón por qué vas a terminar con migo te gusta demasiado de todas las chicas tenias que engañarme con ella no te lo perdonare NUNCA. 
 
- Escúchame no grites, no te estoy, estando engañando con nadie por favor espera por tan solo un segundo me pones como el malo aquí y me haces sentir mal, mírame bien, MÍRAME entre yo y Devora no hay nada solo una amistad yo ni siquiera le gusto, acaso crees que mágicamente ella estará interesada en mi, solo charlamos esa sola vez luego me encontré contigo puedes creerme. 
 
- No seas mentiroso ella si te gusta, se como la miraste aquella noche en la fiesta de mi casa ahora veo que todas mis dudas eran ciertas sobre ti por eso la elegiste y no como me contaste para tratar de confundirme, crees que soy una estúpida que no me doy cuenta de nada, no quiero que me toques con tus manos que tocaron a ella me da asco. 
 
Con mis dos manos sujeto su cabeza y le doy un beso suave en los labios. 
 
- Tus celos son tan exagerado pero aún así con celos y todo te vez hermosa, si vas a salir por esa puerta no será por una mentira porque no podre dormir ni hoy ni mañana ni nunca pensando en ti, así que por favor quítame el privilegio de no poder soñar por cualquier otra cosa pero no por eso, porque entre Devora y yo no ha pasado nada. 
 
- En serio vi como la miraste la noche esa y todo lo que pagaste por ella. 
 
- Y me disculpo fue una idiotez y puedo cometer más errores en un futuro estoy propenso a eso pero sí pones en una balanza el amor que siento por ti siempre eso pesará más que todos mis defectos juntos. 
 
- Dime que me amas. 
 
- No es muy vergonzoso, además no estoy lo suficientemente seguro de que es así pero en un futuro cuando merezca ser digno de decírtelo por haberte probado de que te merezco en tu corazón te lo diré porque ya no tendré ninguna inseguridad en mí, me puedes esperar hasta entonces. 
 
Me besa y yo le devuelvo el beso, estamos pegados ahora dando vueltas con nuestras bocas unidas hasta acercarnos a la cama y caernos en ella. 
 
- Tienes protección. 
 
- Por protección te refieres a un condón. 
 
- Por tu cara me parece que no tienes además sabias que venía hoy y no compraste, soy muy joven para quedar embarazada, pero no te preocupes habrán otras oportunidades.
 
 
Me quiero matar pero esto, nada más me tiene que pasar a mí, que clase de mal he venido a pagar en esta vida, deberían darme un premio, enserio esto merece una celebración pero no importa tengo que disimular que no estoy roto por dentro como un espejo que se rompe en mil pedazos. 
 
- Creo que es lo mejor no dejarse llevar del momento. 
 
Veo que se levanta de la cama y toma compostura Yolanda. 
 
- No quiero que vuelvas a ver a Devora, no la quiero cerca de ti, no es digna de mi confianza. 
 
- Esto es ridículo es solo mi amiga, no soy un niño que le puedes prohibir con quien hablar solo por tus celos mal infundados.
 
 - No soy celosa solo te cuido. 
 
- Dices que me cuidas como si soy fácil de manipular o quizás engañar, pues no conozco una chica que pueda salirse con la suya sin que yo me diera cuenta de sus actos con anticipación. 
 
- Vamos Alberto seguro mi respuesta te ofenderá eres como todos los hombres se vuelven loco por una falda corta, también quería decirte que Maicol volverá a la capital consiguió una carta en la Capital 13 para que mi abuelo no lo mate ni le haga daño. 
 
- Y debería preocuparme su regreso. 
 
- En lo absoluto que no, Maicol era el mejor estudiante del dollo de Estuar su poder solo era competitivo con Evelyn luego que se fue, tu hermana quedó como la más poderosa de Herel y si vuelve no tardaran en armar un encuentro entre ellos dos. 
 
- No me importa lo que pase con ese imbécil, no quiero verte cerca de él no sé si aún tienes sentimientos por él. 
 
- Pues si conocieras la historia mía y de él, te dieras cuenta de que el último hombre que deberías sentir celos es de él. 
 
- Pues siento DECEPCIONARTE no estoy celoso. 
 
- No parece disimularlo muy bien. 
 
- Te lo diré ahora y mil veces si es necesario, no estoy celoso de alguien a quien no conozco. 
 
- Bien mi pequeñín fingiré que no me he percatado de tus celos y ven y dame un besito. 
 
- En verdad eres irritante, no me agarres los buches como si fuera un niño, mejor en vez de ponerte a fastidiarme vamos hablar de los que nos compete.
 
Y así volvimos a nuestra conversación inicial para hablarme de la historia de ella y de Maicol.
 
  • AlbertoNeris-image AlbertoNeris - 03/05/2019

    Ya se ha revelado que Evelyn es la más fuerte de Herel y ahora falta el pasado de Yolanda y Maicol cuánta intriga, vamos a seguir leyendo.

Este sitio usa cookies para tu sesión de usuario y mostrarte publicidad.

De acuerdo