Ultima mundi

Géneros: Fantasía, Humor, Misterio

Al fin había llegado el día... ¡Llevaba años esperando el momento de ver por fin el ansiado juego RPG con la aclamada trama de su libro favorito en las tiendas! Lisa había pasado toda la noche haciendo cola para conseguirlo, la emoción era incendiaria ya que deseaba ver a su queridísimo príncipe James por fin... Pero al poner el disco e iniciar... ¡¿Dónde mierda estaba y qué diablos ha pasado aquí?!

Cap 1

Ultima mundi

visibility

133.0

favorite

0

mode_comment

0


9:55 de la mañana....
Lisa miraba el reloj de su muñeca ansiosa para inmediatamente después mirar la puerta de la tienda, había pasado toda la noche allí al igual que la fila de ansiosos y fieles fans de la novela ''El reino de Khah'', la historia romántica más famosa de los últimos años que había logrado marcar a una generación completa... Por lo que a nadie le extrañó que la gente hiciera semejantes cosas cuando se anunció un videojuego en el que podrían interactuar libremente con sus amados personajes.
Lisa, por su parte, no podía esperar para poder ver a su personaje favorito, el príncipe James... A quien admiraba y con el que tenía una pequeña obsesión, cosa que trataba de mantener en secreto sin mucho éxito ya que lo tenía hasta de fondo de pantalla. Solo el pensar que podría vivir la experiencia de estar a su lado en aquel maravillosos mundo le hacía estremecerse de pura felicidad, sin importarle que fuera real o no.
Significaba mucho para ella aquella obra, la descubrió por casualidad en su estreno, comprando la novela en una oferta tras volver de clase con algo del dinero que había guardado... En ese tiempo no había estado pasando por un buena época, un típico caso de exclusión social y bulling como tantos otros que se daban en las escuelas.. y pudo refugiarse de eso entre aquellas páginas, siendo estas una de las pocas razones por las que levantarse cada mañana... Amó muchos personajes y se sintió identificada con otros ,se preocupaba por ellos como si fueran reales y con el tiempo se dio cuenta de que no era la única interesada en aquella historia, lo cual le brindó la oportunidad para conocer a la chica que se convertiría en su mejor amiga y compartir gustos a demás de ser más feliz en general pudiendo olvidar ciertas cosas malas... Fue una simple novela una luz en su triste vida.
En ese momento pudo escuchar el sonido metálico de la puerta de la tienda empezar a abrirse, el escaparate tenía numerosos carteles promocionales del juego al igual que varias imágenes a tamaño real de algunos personajes, entre las cuales estaba la de James. En cuanto abrieron las puertas los impacientes clientes se arremolinaron en el mostrador pidiendo exactamente lo mismo... Y haber pasado la noche en aquella puerta había sido lo más sensato por muy extremo que pareciera, al menos para Lisa, quien fue la primera en salir de allí con su edición coleccionista valorada en un precio demasiado alto como para ser mencionado... Pero la ocasión merecía el gasto, había estado ahorrando desde que se anunció después de todo.
Regresó a su casa casi dando salto dispuesta a proteger la mercancía con su propia vida de ser necesario mientras mensajeaba a su amiga Teresa sobre su hazaña, tendrían que reunirse para fangirlear por el juego y disfrutar juntas aquella edición coleccionista.
-Mirad quien viene...- En cuanto Lisa abrió la puerta vio a su hermano apenas un par de años menor que ella.- ¿Qué tal fue? Aunque puedo ver que lograste con éxito tu objetivo...- Miraba la bolsa semi transparente que llevaba en la mano mientras se rascaba un poco la cabeza, acababa de levantarse y ni se había vestido apropiadamente.
-Todo bien Michael... Tengo sueño.- Bostezó siendo consciente en esos momentos de lo cansada que estaba tras perder la adrenalina y estar en la calidez del hogar.
-Espero que vayas a dormir antes de empezar con ese dichoso juego o mamá parecerá un auténtico dragón, no le hizo ni pizca de gracia saber que estabas haciendo cola toda la noche para comprar eso.
-Lo sé, lo sé...-Agitó la mano mientras caminaba hacia las escaleras tratando de escapar a su habitación.- Nos vemos en unas horas entonces.- Dijo apresurada corriendo escaleras arriba hacia su cueva sin darle tiempo a su hermano de responder... No tenían una mala relación de hermanos, de hecho bastante buena, pero no comprendía su amor hacia aquel libro, no estaba muy metido en ese mundillo.
Al llegar a la habitación cerró la puerta. Dejó la preciada bolsa sobre la cama antes de buscar su pijama deshaciéndose de su ropa mientras casi escuchaba a su cama seducirla... Una vez con su uniforme tomó la bolsa de vuelta para dejarla junto a su consola, pero fue incapaz de simplemente dejarlo así. Sacó el juego de la bolsa mirando la portada sonriente por su victoria, había logrado tenerlo de las primeras personas y si lo pensaba... ¿Por qué esperar a probarlo más tarde y correr el riesgo de comerse algún spoiler? Pensó por un momento prometiéndose a sí misma que solo jugaría unos minutos, sería feliz si lograba ver el rostro de su amado... por lo que se sentó en la cama frente a la pantalla de su modesta televisión antes de encenderlo todo y meter aquel hermoso disco en la consola.
Su corazón se agitaba mientras escuchaba la música introductoria al título y todas las pomposas compañías que habían participado en la creación de aquella maravilla... Tras ver una increíblemente realista cinemática que recorría todo el reino a vista de pájaro pudo ver el castillo... allí debía estar James...
Su corazón se agitaba por la emoción sin poder esperar a comenzar la partida... pero tenía mucho sueño... se acomodó mejor en la cama y no supo cuando, pero cayó irremediablemente dormida.
 

Este sitio usa cookies para tu sesión de usuario y mostrarte publicidad.

De acuerdo