Capítulo 16 : Primer sueño erótico con mi hermana.

Black Ghost

visibility

341.0

favorite

1

mode_comment

1


No sé si lo que pasó con Yolanda fue real, tengo miedo de estar feliz por ella y luego salir lastimado como estaba triste estos tres meses y medio que no me hablaba, aunque ella explico la razón por lo que lo hizo y tiene mucho sentido. 
 
Pero aún no la conozco lo suficiente para estar seguro, puede ser un capricho de una niña rica y hermosa, o simplemente un juego y estoy siendo engañado por ella es que no puedo creer que realmente ella me quiera de verdad es como sacarse la lotería y tener mucha suerte en encontrar una mujer buena de esa categoría. 
 
Sé que desde un principio quería estar solo pero esto lo cambia todo. Si realmente quiero ver si Yolanda es capaz de sacrificarse por estar con migo y si es cierto yo haré lo mismo por ella. 
 
Pero me prometo si todo es mentira y ella solo me está utilizando para algo que desconozco, no la voy a odiar sólo decirle que tiene un lindo cuerpo y sus labios saben muy bien, sin dejar de ser su amigo.
 
Al salir a donde estaban los dos Maestros me dicen que me tarde demasiado en salir yo le contesto que si, luego me pasan mi botón de aprobado con una grata felicitación por lo fuerte que soy. 
 
Solo me queda el examen de mañana para entrar a Tecnología por eso me dirijo a la biblioteca a buscar dos libros de matemáticas y física, son dos libros muy grandes. 
 
Al llegar a mi dormitorio con los dos libros que me prestaron, son bastantes grandes y pesados me pongo a estudiar en el mueble de frente de una mesita pequeña claro está que tiene dicho mueble ya que todo es un juego completo que viene junto al mueble la mesa donde tengo mis libros con el celular cerca para buscar algunas informaciones de apoyo por la red. 
 
Entra mi hermana después de yo tener varias horas estudiando para felicitarme. 
 
- Como Alberto nunca pensé que ganarías en tu primer intento. 
 
- Y a que viene eso si ni siquiera fuiste para verme. 
 
- Estaba moviendo algunos contactos por si fallabas te entregaran de todos modos tu botón de aprobación del examen pero veo que no fue necesario. 
 
- Si no tuviste que hacer trampa y si me hubieras consultado también te habría dicho de que no era necesario. 
 
- De todos modos vamos a celebrarlo, tengo esta botella de vino, es muy antigua te gustará. 
 
- Y porque no trajiste algo de Whisky me gusta más. 
 
No me responde y busca dos copas de la cocina al regresar llena una para mí y otra para ella. 
 
- Salud hermano. 
 
- Salud, lo que no sé porque tienes esa sonrisa media extraña, incluso me molesta que te comportes de esa manera tan rara. 
 
Veo que no me hace caso ni se para que me molesto con esta loca y me tomo mi copa de vino que no sabe nada mal. 
 
Pero es raro ahora que me encuentre muy pero muy caliente por dentro será fiebre que me dará. 
 
Veo a mi hermana que se pone frente a mi sin tomarse aún ni un solo trago de su copa de vino eso es aún más extraño dejándolo en cima de la mesita la copa, mientras se quita su vestido lentamente hasta quedar en ropa interior negra, sabe que ese color es mi debilidad, no me puedo detener es como si mi cuerpo se moviera por si solo a pesar de que estoy despierto no controlo mis movimientos. 
 
Al levantarme y ella parada le doy una vuelta en círculo. 
 
- Evelyn me gusta tu trasero, siempre me ha gustado. 
 
- Puedes hacer lo que quieras con él, Alberto. 
 
No sé porque le dije eso es como si el lado que he tratado de suprimir por tanto tiempo este actuando y hablando por mí. 
 
Agarrándole las nalgas con mis dos manos, mi debilidad por su trasero es evidente, la pongo de rodillas en la mesa de espalda a mí, se cae la copa de vino que mi hermana no tomo nada y mis libros también pero no me importa nada solo el cuerpo de ella, le doy uno y dos, tres nalgadas, hace un gemido de placer. 
 
Luego de escucharla gritar no puedo más la tomo por los brazos y la lanzo en el mueble, tumbándome encima de ella. 
 
- Quiero tener sexo contigo ahora mismo. 
 
- Si toma mi virginidad es toda tuya. 
 
- Pero me siento mareado no sé qué me pasa Evelyn no te veo bien todo es borroso y aún así quiero seguir. 
 
Se me cierran los ojos al abrirlo despierto sentado encima del mueble, preguntándome que pasó. 
 
Todo fue un sueño, tengo un dolor de cabeza increíble y en la tarde tengo un examen, voy a la cocina por agua y una pastilla a ver si se me quita, no lo soporto siento que todo me da vueltas, tengo que llamar a Haru para que me ayude no puedo seguir así si pienso aprobar hoy para el examen de Tecnología, por eso busco mi celular para llamarla. 
 
Al comunicarme con ella me dice que me encuentre con ella en el árbol de manzanas para ayudarme porque se pone nerviosa estar a solas en la habitación de un chico, esta niña  me hace enojar pero no le discuto me duele la cabeza para contradecirla. 
 
Al llegar al árbol efectivamente me estaba esperando luego de sentarme me pone sus dos manos en la cabeza y ciento el alivio de inmediato. 
 
- Estabas tomando ayer Alberto.
 
- Claro que no. 
 
- No te preocupes es normal que salgas a celebrar luego de tu victoria ayer, lo vi por la red pero aún eres muy joven para beber así. 
 
- Como voy a salir a tomar si tengo un examen hoy ni tan irresponsable que fuera para darme una borrachera ayer, eso me recuerda que aún no he terminado de estudiar, gracias Haru no se que hubiera sido de mi sin ti. 
 
Le doy un abrazo y me despido, se pone roja pero me voy no voy a esperar hasta que abra los ojos, se me olvido que no se le puede tocar ni hablar palabras que la avergüencen demasiado. 
 
Al llegar a casa me pregunto que fue todo ese sueño o todo fue real, antes de seguir estudiando tengo que llamar a mi hermana para salir de las dudas. 
 
Suena su celular pero no contesta, por fin ya lo tomo. 
 
- Evelyn por casualidad viniste a verme ayer con una botella de vino. 
 
- Claro que no, ayer estabas tomando hermanito, es perjudicial para tu salud. 
 
- No te preocupes no pasa nada, bueno te dejo tengo cosas que hacer. 
 
No lo puedo creer porque me paso esto a mí, me imagine a mi hermana en ropa interior y quería hacerle el amor pero si tengo a Yolanda porque tengo que tener esos tipos de sueños y con mi hermana, no sé qué está pasando conmigo. 
 
 Lo único que hago es ponerme a estudiar con las horas que me quedan libres y marcharme para mi examen que es tan importante para mí.
 
  • AlbertoNeris-image AlbertoNeris - 25/04/2019

    Vuelvo y lo repito Alberto es inocente de esta y otras locuras de su hermana pueda hacer en un futuro.

Este sitio usa cookies para tu sesión de usuario y mostrarte publicidad.

De acuerdo